Crear un blog no es tarea fácil.

Parece que la blogosfera se ha vuelto loca y mira que yo llevo poco tiempo en ella.

Creo que se pierden valores y se convencen a las personas de que montar un blog es ideal, que es lo mejor que puedes hacer en tu vida.

Mucha gente se nutre de este boom, miles de coach nacen en nuevos nichos de mercado que se abren paso tras el desaliento de algunas personas que ven en la esfera virtual el futuro, el día del mañana, el camino a elegir y que sin tener ni idea se embarcan a la aventura del blogging.

Si piensas que creando tu blog te vas a forrar y hacer rico, has caído en la trampa. En este post te contaré el antes, el ahora y el posible después de todo este boom cibernético.

¿Dónde han quedado aquellos blogs en donde las personas amaban lo que hacían?

Escribir y compartir.

El bloguero siempre ha escrito.

Se sienta delante de su pantalla y empieza a darle a las teclas dejando a su imaginación volar, siendo creativo, creando un texto del cual estará orgulloso de publicar, lanzando su creación a la blogosfera para que algún internauta le lea.

Era el bloguero que publicaba en su blog por hobby, porque le gustaba compartir lo que hacía y de que otros vieran sus quehaceres en su blog.

Publicaba lo que le daba la gana, lo que le apetecía sin importarle mucho escribir para sus lectores.

Aquel blogger lo hacía gratis, no intentaba ganar dinero con su blog.

Creo que de estos quedan ya pocos.

Antes, tener un blog era sencillo.

Escribías, adjuntabas alguna imagen que te gustase a tu escrito y lo publicabas, ¡hasta el siguiente artículo!

Ahora, tener un blog, se ha convertido en toda una carrera de aprendizaje constante en donde los algoritmos cambian cada dos por tres y en donde si no te actualizas constantemente te quedas atrás, como muchos blogueros que iniciaron su andadura digital y se han quedado estancados.

Tengo la sensación de que ahora muchos blogueros no escriben porque les guste escribir, o porque les gusten compartir su imaginación creativa, ahora veo a muchos que montan un blog porque otro blogger le ha dicho que es lo que tiene que hacer para alcanzar el éxito que él tiene. 

Parece como si una fórmula exacta haya calado en toda la blogosfera en la que seguir las pautas matemáticas, la ecuación perfecta, sea lo único que te lleve al éxito sin dejarte llevar por algo que supuestamente te debería apasionar, escribir en tu blog.

Ahora la meta de todo blogger es hacerse popular, ganar pasta con su blog y olvidarse de ir a currar para otros.

El trabajo del blogger parece perfecto.

Tal vez, si recapacitas, te darás cuenta de que no, de que no es perfecto y de que cuando quieres ganarte el pan con tu blog, al final acabarás siendo víctima de toda esta oleada de bloggers que buscan dinero con su blog.

La copia perfecta.

Muchos bloggers se lanzan a la aventura pensando en que el éxito de su blogger favorito, a ese al que llevan años siguiendo,  les llegará en algún momento, pensando en la fórmula matemática y estampándose contra el suelo, en este caso contra la pantalla, cuando se dan cuenta de que tener un blog no es una tarea fácil como algunos presumen que es, sino que te llevará horas, horas y horas en las que si no te apasiona lo que haces difícilmente podrás llegar al éxito al que deseas llegar.

Y es que en la pasión está el éxito. Si vas a montar un blog porque quieres ser una copia más lo más seguro es que acabes siendo tu peor enemigo.

Intenta destacar, a tu manera, siendo tu mismo y no copiando a tu blogger favorito porque las fórmulas a veces fallan y te quedarás con cara de papa cuando veas que a ti no te ha funcionado.

Deja de soñar con las promesas fáciles. 

  • Si piensas que por publicar tus contenidos en tu blog ya te llegará el éxito, es un error y un pensamiento que deberías quitarte de la cabeza.
  • Si piensas que en un año serás famoso porque eres la hostia de bueno y no hay nadie que lo haga mejor que tú, es un error y un pensamiento que deberías de quitarte de la cabeza.
  • Si piensas que escribiendo lo que escriben todos los demás,  es la fórmula perfecta, es un error y un pensamiento que deberías de quitarte de la cabeza.
  • Si piensas que haciendo lo que hace tu bloguero preferido, y que como a él le ha funcionado a ti también te funcionará, es un error que deberías de quitarte de la cabeza.
  • Si piensas que eres el mejor del mundo y que todo lo que haces te encanta tanto que tan solo te miras el ombligo y piensas en ti, sólo tú, tú y más tú, es un error, deberías de quitártelo de la cabeza.

La repetición hasta la saciedad. 

Con esto quiero decir que llega un momento que satura ver que todo lo que se hace en un blog, se repite, se repite y se repite hasta la saciedad en miles de blogs.

Muchos empiezan en su aventura digital pensando y copiando la fórmula del éxito a la que a su bloguero favorito le ha funcionado.

Funcionan, sí.

Las fórmulas funcionan.

Pero…

¿Por qué no le das tu toque personal? ¿Por qué no te dejas llevar por tu imaginación?

Si no lo haces acabarás siendo víctima de las palabras de tu blogger favorito. El que tiene cientos de visitas al día empezó en algún momento, tal vez en un momento en el que era más fácil destacar y no como ahora que estamos al límite de la sobre-información.

Y como estamos en la sobre-información, el que escribas, copies y repitas el mismo contenido que hace tu blogger favorito no te servirá de mucho.

¿Cuál es tu objetivo a la hora de montar un blog?

Si tu objetivo es hacerte rico y ganar mucha pasta con un blog de forma fácil, vete despidiendo de esa utopía, vas a tener que darle a las teclas hasta que te salgan llagas en los dedos.

Tener un blog no es fácil, y menos hoy en día, como te decía en líneas anteriores.

Ahora, tienes que cuidar muchos aspectos técnicos para que funcione.

Que si el SEO, que si un plan de contenidos, el calendario editorial al día, las redes sociales, el networking, publicar en otros blogs, tener una comunidad online y llevarla las 24 horas del día,(en internet no se duerme), aportar valor, comentar en otros blog, saber como es tu lector ideal, establecer un plan de acción, que si ofrecer productos, los famosos infoproductos, que si te haces un vídeo, que si lanzas un ebook, que si los suscriptores, que si las newsletter semanales, que si… que si… que si…

¿Estás seguro/a de que vas a abrir un blog?

Si lo haces, al menos ten presente que es una tarea que te llevará, mucho, mucho pero que mucho tiempo.

Si lo haces porque estás en paro  y crees que tener un blog es fácil y sin tener ni pajolera idea te lanzas a la blogosfera, fracasarás.

Tendrás que invertir tiempo en formación, en una lectura de gente que ya entiende de blogs y que te dicen qué es lo que tienes que hacer incluso hacer algún curso, pero antes de  gastarte la pasta en un curso, aprende un poco por tu cuenta, te lo digo porque si el curso vale pasta, tu bolsillo se resentirá como te digo más abajo.

Hay cursos que son gratuitos, yo precisamente estoy cursando el de 365Mkt un curso gratuito y con grandes profesionales.

La de cosas que tienes que aprender con tu blog.

  • Tendrás que aprender de redes sociales, convertirte en un buen social media y community manager para atender a los lectores y responderles por las diferentes plataformas en donde vayas publicando los contenidos de tu blog.
  • Tendrás, si quieres ganar pasta con tu blog, que aprender marketing online, para captar a tus suscriptores que en un futuro serán futuros compradores de servicios o infoproductos, conocer las diferentes estrategias para un buen embudo.
  • Tendrás que ser un analista SEO, saber la parte técnica que requiere tu blog, el posicionamiento, las palabras clave, que si las negrita, y como te obsesiones mucho terminarás escribiendo para google en vez de escribir lo que realmente quieres escribir.
  • Tendrás que ser diseñador gráfico, crear tus imágenes, porque como las descargues, sin ton ni son puedes tener algún problema de derechos de autor.
  • Si vas a subir vídeos, tendrás que saber editarlos para captar la atención del internauta.

¡Ah! Y si no lo sabías, existe toda una estructura legal que regula el comercio electrónico y sin olvidar la LOPD, que esto, sí que es todo un mundo si vas a monetizar tu blog y a tener tu lista de suscriptores.

Un mundo legal que muy pocos cuentan, porque es la parte coñazo de monetizar tu blog. Piensa la de post que has leído con las formas de ganar dinero con un blog, pero, ¿no te has planteado si ese dinero que ganas con el blog, es en A o en B?

No te desanimes con tu blog. 

Quítate de la cabeza el sueño de todo bloguero, el éxito mundial.

Que sí, que se puede, pero los que lo consiguen, están al 100% con su blog, currándoselo día y noche, con mil cosas que hacer, y los que ya tienen el éxito ha sido a base de currar, currar y más currar.

Por eso, si tienes pensado o ya tienes tu blog publicado, piénsalo antes de soñar con la idea de que tener un blog será tu salvación y de que podrás forrarte escribiendo artículos.

Deja de soñar, porque detrás de todo el éxito hay un gran trabajo, y muchas y cuando digo muchas quiero decir muchísimas horas de trabajo, de llagas en los dedos, contracturas en las espalda y de visión cansada.

No te dejes una pasta en el blog. 

Si tienes un trabajo actual aunque no te guste del todo, no te lances a lo loco, dejando tu trabajo sin tener asegurado ningún ingreso en tu blog. Primero asegurar, después lánzate a tu sueño, si es que es tu sueño vivir de un blog.

Muchos lo han conseguido, pero ya te digo y repito, a base de mucho esfuerzo.

Así que si te lo propones, por supuesto que llegarás, pero no será ni hoy, ni mañana. Tal vez dentro de dos años o tres.

Los blogs son escalables y  requieren poco capital económico inicial, pero si requerirán tu capital humano, ese que sale de tu cerebro.

Un blog es económicamente barato, un hosting en condiciones te puede salir por unos 80 euros al año.

Pero claro, después vendrán las plantillas súper chulas, la ampliación de tarifa en tu hosting, que si el pluging que le funciona a todo el mundo, que si la página de analítica web que te mide hasta el tiempo en el que has tenido que ir al baño, en definitiva toda una serie de herramientas que tus blogueros favoritos te venden a través de sus mega post y en los que tú ves que si a él le funciona a ti también y acabarás comprando algo de lo que no tienes ni idea de usar.

Estás empezando, es normal que al principio los malos sabores de boca sean constante. Difícilmente llevarás a cabo tu tarea de blogger si no te gusta compartir con las personas lo que vas ideando, publicando, escribiendo, dibujando o grabándote en vídeo.

El boom de las herramientas de pago. 

Miles de herramientas circulan en la red.

Que si de analítica web, que si para programar los post, que si para redes sociales…

Las herramientas son útiles, pero saber usarlas todas es imposible.

Antes de volverte loca/o usando las miles de herramientas  y lo peor de todo comprarlas sin tener mucha idea de para que las vas a usar y de hacer caso a tu megablogero favorito, sopesa si realmente necesitas tener esa súper herramienta que te publica todos los contenidos, o ese súper pluging para crear landing pages si ni siquiera tienes una estrategia marcada o un plan de acción para seguir la dinámica de tu blog. 

Piensa, respira y sopesa antes de tener que dejarte más pasta en algo que ni siquiera sabes cómo funciona.

Cuando el grajo vuela bajo. 

Hace un frío del carajo, pero mejor empezar por abajo que por arriba.

No apuntes alto, apunta al medio, y poco a poco irás adquiriendo más conocimiento y eligiendo que es lo que te hace falta y que es lo que no.

No te dejes llevar por lo que te digan los mejores blogueros profesionales porque detrás de toda recomendación hay un dinero, una transacción, un marketing de afiliados y por supuesto que quieren ayudarte, pero no olvides que forma parte de un negocio y como tal tu formas parte de ese negocio, en el que gracias a tu inocencia principiante te aseguran algo que difícilmente lograrás conseguir mientras otros hacen una pasta gracias a ti.

Y sobre todo, y si has llegado hasta aquí, que lo dudo después de todo este chorreo, sé tú mismo, no te vendas al mejor postor y sobre todo vive la experiencia con pasión y haciendo algo que te guste.

Si has llegado hasta aquí puede que te interese el siguiente post.

La locura de montar un blog. 

¡VIVE, CREA Y COMPARTE!

2 thoughts on “Crear un blog no es tarea fácil.

  1. Totalmente de acuerdo
    Me carga mucho esa repetición constante de que a través de un blog vas a lograr el paraíso. Pues no señores, tengo un blog con el que estoy trabajando mucho pero a la vez tengo un trabajo que no tengo la más mínima intención de dejar, ni por un blog ni por nada. Estoy a gusto en ambos campos y no creo que vivir de un blog sea tan maravilloso como lo pintan .
    Buen post Juan

    1. Gracias, no es todo un paraíso como dices, pero la gente se ciega cuando otros bloggers han conseguido tantas cosas gracias a su blog. Lo que pasa es que la gente se olvida que esos bloggers llevan muchos años, algunos más de 10, dedicándose al blogging. Un saludo

¡¡¡Comenta si te atreves!!!